Etiquetado: spot

Coca-Cola ha vuelto con una invitación: Let’s go crazy!

¿No es una reacción generalizada que cuando vemos un anuncio de Coca-Cola nos entra una sonrisilla de felicidad?

Soy publicista, y pese a preferir como producto Pepsi, admito que Coca-Cola es mi Lovemark. Me quito el sombrero ante ese trabajo de años de trabajo duro y constante en una misma línea, la línea de la felicidad y el optimismo. Una línea que apela por la intención clara de remover los sentimientos de espectadores y consumidores de todo el mundo.

Ya en su día Kevin Roberts, uno de los más influyentes ejecutivos de publicidad a nivel mundial, afirmó “lo que mueve a los seres humanos es la emoción, no la razón”
Coca-Cola lleva años llevando esta máxima al extremo, dejándonos a todos una sensación de felicidad y optimismo tras ver alguno de sus spot, o alguna de las muchas acciones de street marketing que lleva a cabo. Pero sobre todo, si en algo es especialista esta marca es en dejarnos esa media sonrisa pintada en la cara y esa mirada perdida en la idea de un mundo un poco mejor.